El daltonismo de Luis Fortuño

Un grupo de profesionales puertorriqueños preocupados con la creciente distorsión del panorama político insular que demuestra nuestro gobernador, Luis Fortuño, se dieron a la tarea de investigar las causas de tan extraño fenómeno.  En un principio, los investigadores estudiaron todo lo relacionado con la ideología, las condiciones económicas, el estrés y demás asuntos relacionados con su posición, pero no lograron encontrar una explicación coherente para su disparatado comportamiento.

Ese Otro se unió al grupo de investigadores, como una contribución sin ánimo de lucro, y propuso una solución al problema que fue recibida con precavido excepticismo al principio, tibio entusiasmo poco después y rabiosa aprobación al teminar de escuchar las abundantes explicaciones que este bloguero les impartió.  Veamos, en forma resumida, pues la presentación original consta de unos 800 slides de powerpoint, lo que propuso y explicó Ese Otro y fue aceptado por los conocedores.

El problema con Luis Fortuño no tiene que ver con su ultraderechismo teapartizante, ni con su guaynabismo elitisante, ni con su asimilismo rampante.  El problema es, en realidad, genético.  Así mismo, el problema de Luis Fortuño es que es daltónico.

Ese Otro pide escusas, anticipadamente, a todos los daltónicos bona fide que puedan sentirse aludidos, pero les aclara que el tipo de daltonismo del gobernador es único en su clase, un caso sin precedentes conocidos.

Veamos, para poder entender el proceder del gobernador, cómo él ve las cosas.

Comencemos por la llamada Vía Verde.  Usted ve un tubo gris, lleno de gas, partiendo a Puerto Rico de un extremo a otro y representando un riesgo de seguridad para miles de familias y un daño irreparable a nuestra naturaleza.  Luis Fortuño ve un tubo verde.

El problema no es que por ese tubo, además de gas, va a venir un chorro de billetes para Luis y sus amigos, no piense eso.  El problema es que él lo ve verde.

A la izquierda, el gasoducto como se ve normalmente, a la derecha, como lo ve Luis Fortuño.

Veamos otro ejemplo.  Luis Fortuño se pasa diciendo que su administración te está poniendo “más dinero en tu bolsillo”.  Pues no se trata, como quizás usted ha creído, de una mera consigna para ganar votos.  De lo que se trata es de la forma distorsionada, para nada mal intensionada, en que Luis Fortuño ve las cosas por su particular problemita genético.  Mire cómo ve el asunto Luis:

A la izquierda, como usted ve su bolsillo. A la derecha, como lo ve Luis Fortuño.

Ahora bien, se ha preguntado usted cómo le verá a usted mismo Luis Fortuño.  Pues la imagen de abajo le dará una idea.  Si usted es penepé y si, preferiblemente, pertenece al círculo de donantes de campaña, Luis Fortuño lo verá como la imagen de la izquierda.  Pero si usted es popular o independentista o cualquier otra cosa que no alabe a los americanos cada vez que abre la boca, entonces lo verá como la imagen de la derecha.

Como lo vería a usted Luis Fortuño si fuera PNP y rico, y como lo ve si no es nada de eso.

La investigación de Ese Otro reveló que el elemento agravante en el daltonismo del gobernador lo constituye el conflicto de lealtades coloríferas que se le presenta cada vez que se sube y se baja en un avión, en sus continuos movimientos de Norte a Sur y viceversa.

Toda la vida, Luis Fortuño ha sido PNP en Puerto Rico y Republicano en Estados Unidos.  Es decir, azul acá y rojo allá.  Imagine su situación.  Cuando viene para acá, no se puede poner una camisa o corbata roja, pero cuando va para allá, no puede vestirse de azul, so pena de ser confundido con un demócrata.

Veamos un ejemplo de este grave problema con los colores que aqueja a nuestro gobernador, a la hora de hacerse la foto oficial para su puesto de comisionado residente en Washington, en 2005, y gobernador de Puerto Rico en 2009:

La misma cara de m..., solo cambia la corbata.

Así que ya usted sabe, el gobernador “just can’t help it”.  Él lo ve así.

 

 

  1. #1 por RMB el abril 3, 2011 - 4:51 pm

    Ahpppra entiendo muuuchas cosas, especialmente como se ve mi bolsillo despues del cambio, despues que EL me saco todo el cambio que quedaba…

  2. #2 por Serio E. Irreverente el abril 3, 2011 - 7:07 pm

    y yo tratando de utilizar lo aprendido en mis clases de politica pa entender a este tipo. eso me pasa por no estudiar en naturales

  3. #3 por Prometeo el abril 4, 2011 - 7:37 pm

    Estoy esperando el dinero en mi bolsillo. Hasta ahora lo que veo es un roto.

    Adelante y éxito.

  4. #4 por carmen el abril 25, 2011 - 8:44 pm

    Vaya vaya, esta era la explicación que estaba buscando. Pobrecito ahora le tengo hasta pena!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: