El Capitolio: Nueva APP

El gobernador de Puerto Rico, Luis Fortuño, anunció en la mañana de hoy la formación de una nueva Alianza Público Privada (APP), cuyo propósito será la administración y operación del Capitolio insular, también conocido como “la Legislatura”.  Con la innovadora medida, el gobernador aseguró que se resolverán todos los problemas que ha acarreado por años esta institución, tales como la poca productividad, alto costo operativo, generación de leyes y resoluciones insulsas y desperdicio del tiempo y la atención de la ciudadanía.

“En el pasado se han intentado soluciones a medias, que se han quedado cortas, como los cambios de liderato y de partido, el legislador a tiempo completo y hasta la unicameralidad”, afirmó el ejecutivo, “pero todos esos intentos fallaron en resolver el problema y, por el contrario, el mismo se incrementó.”  Puerto Rico pasa por una crisis profunda causada por la década perdida del Partido Popular, según el gobernador, y la conversión del Capitolio en una APP es una solución efectiva y económica, a tono con su plan para poner a Puerto Rico de pie.

De acuerdo con los propósitos de la medida, el Capitolio será convertido en una operación mucho más económica y productiva en una forma moderna y de avanzada.  “Con ello, se llevará la democracia puertorriqueña a un nuevo nivel”, aseguró el gobernador.

En estos momentos, se estudian las propuestas de varias empresas para la operación del Capitolio, todas ellas con gran experiencia en la ampliación de la democracia.  Según se supo, estas empresas son tres:  un conglomerado haitiano dirigido por Jean Claude Duvalier, una alianza norcoreana-iraní y una subsidiaria de News Corporation, la empresa propiedad de Rupert Murdoch.

Se adelantó que la nueva APP podría estar tomando, de inmediato, medidas drásticas para mejorar la salud fiscal del Capitolio y su eficiencia operacional.  Algunas de estas medidas podrían ser:

Reducción del personal al estrictamente necesario.

Con esta medida se ahorrarán millones de dólares todos los años, a la vez que se simplificarán todos los procedimientos.  Según los expertos que han estado trabajando en la propuesta de esta APP, lo que hoy se hace con 51 representantes y 27 senadores se puede hacer con mucho menos.  Se espera, por tanto, que se convierta la Legislatura a un solo cuerpo (aunque no se le llamará “unicameralidad”, por este término haber sido monopolizado por el Partido Popular), y se reducirá su membresía a solamente 7 integrantes, 5 del partido de mayoría y 2 del de minoría.  De elegirse representantes de otros partidos minoritarios, se aumentará la participación del partido mayoritario proporcionalmente.

Los sueldos y las pensiones de los legisladores serán ajustadas de acuerdo a la produtividad.

Reducción de las sesiones ordinarias y extraordinarias

Sólo se realizará una sesión ordinaria al mes, con duración de una hora, donde se votarán todos los proyectos en conjunto.  Siempre se sabe desde antes cómo se va a votar cada proyecto, dijo uno de los expertos, por lo que no hace falta debate ni argumentación.  Que cada representante llegue, vote, y se vaya para su casa… solo se pagará dietas por una hora.

“Outsourcing” de todos los servicios legislativos.

Para asegurar la calidad de los proyectos de ley y resoluciones, estos servicios se contratarán con empresas que demuestren la capacidad para realizarlos.  Una vez sometidos los mismos, los representantes podrán examinarlos 24 horas antes de la sesión legislativa.  Su voto ya estará registrado en forma preliminar en un sistema electrónico; solamente tendrán que confirmar el mismo.

Nuevas oficinas para la legislatura.

Con el “downsizing” que esta APP presupone, el Capitolio será una estructura demasiado grande para las funciones de la legislatura, por lo que la misma será mudada a una de las estructuras que recientemente adquirió el Senado de Puerto Rico (seguramente la que llevará por nombre Carlos Romero Barceló).  La APP quedará en libertad de darle el uso que estime conveniente a la estructura de mármol.  Hasta ahora, se sabe que hay propuestas para esta operación de parte de Jorge Raschke y su Clamor a Dios, del pastor Font y del Jesucristo Hombre.

Reaccionan los legisladores

Varios legisladores reaccionaron airados a la propuesta.

“¿Qué se han creído? ¿que nosotros somos empleados públicos cualesquiera, que se les puede despedir de golpe y porrazo, como hicimos con la Ley 7?” preguntó un legislador de mayoría que no quiso identificarse.

“Nosotros estamos aquí por la voluntad del pueblo, y si el pueblo quiere que gastemos y no produzcamos, pues tenemos que darle al pueblo lo que el pueblo quiere” dijo otro legislador, que no quiso identificarse ni aclarar si era de mayoría o de minoría.

“Yo estoy de acuerdo con las APP,” dijo un legislador de mayoría, “pero creo que en esta se le fue la guagua al gobe”.

, ,

  1. #1 por elf el julio 17, 2011 - 9:53 am

    Wow. Me fascina la idea. SI me lo aseguras, le doy el voto a Fortuño, sino pues temo que tendré que buscar campos más fértiles ; – O

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: